• China un país con hambre

China: Un país con hambre

Hace algunos años cuando estaba estudiando en Madrid en una de mis clases de economía estábamos discutiendo sobre el tema de las nuevas potencias mundiales y el surgimiento de China como una de ellas, en la clase había alumnos de diferentes partes del mundo y una chica italiana, que estaba estudiando Chino y había vivido en China, levanta la mano y lo primero que dice es: “El problema con China son los chinos”.

En ese momento todo el salón soltó una carcajada al mismo tiempo y comenzamos a burlarnos de ella, incluyéndome. Ahora que he estado viajando por China sus palabras resuenan más fuerte que nunca en mi cabeza. Era cierto, el problema con China son los Chinos, pero creo que es por que tienen hambre.

¿Por qué digo que tiene hambre? Tan sólo basta darle una pequeña mirada a su pasado y ver en donde se encuentran al día de hoy para entenderlo.

1978 fue el año en el que China decidió cambiar su política económica y abrirse al mundo. En tan sólo 36 años han logrado darle un giro radical a su economía y demostrarle al mundo que siguen hambrientos.

Antes de 1978, millones de Chinos murieron de inanición debido a la falta de comida en el país. Sin tener datos oficiales algunas fuentes aseguran que la cifra de muertos ronda más de los 30 millones de personas.

China es una de las civilizaciones más antiguas del mundo, muchos de los grandes adelantos tecnológicos del pasado se deben a ellos. Los Japoneses copiaron de China cosas como: religión, arquitectura, tomar el té, uso de metal en sus armas, tipo de arquitectura e inclusive los palillos para comer son de China. Cada museo de historia de Japón se puede leer: “Este tipo de instrumento/arte/técnica fue traído de China”.

Fueron los iniciadores de la Ruta de Seda, la ruta de intercambio comercial más grande del mundo que conectaba Europa con Asia, posteriormente con rutas marítimas, abrieron intercambios comerciales con América, inclusive con México. El puerto de Acapulco estaba conectado con las filipinas con un barco que venía de CHINA. (Si te interesa puedes ver datos y objetos de este barco en el Museo de Taxco)

Creo que la frase “Hecho en China” también debió haber sido muy popular en el pasado.

Entonces ¿Qué sucede cuando restringes, limitas y le quitas la libertad por un periodo de tiempo a una civilización que ha demostrado ser una de las más reconocidas a través de la historia y luego les abres la puerta? Quieren comerse al mundo, y lo están haciendo.

IMG_5968

Sus empresas son reconocidas internacionalmente, inclusive en las bolsas de valores de Estados Unidos. Por dar un ejemplo, en estos días que he estado aquí una de las grandes noticias es que la página de internet “Alibaba” está a punto de salir a cotizar en la bolsa de valores. Quizás el nombre de Alibaba no te diga mucho, pero es una tienda virtual que contacta a empresas manufactureras Chinas con el resto del mundo, sus ventas superan las de Amazon y Ebay, así de grande es.

Pero bueno, dejando a un lado la parte económica, en cuestión turística y cultural: China, al ser el 3er país más grande del mundo en cuestión territorial, cuenta con todo tipo de paisajes y atractivos. Te sería imposible querer ver todo en una sola visita. En su terreno encontrarás montañas, lagos, ríos, bosques, desiertos, playas y un sin fin más de opciones turísticas con paisajes únicos, sin olvidar las grandes ciudades como Shanghái o Beijing o ciudades llenas de historia como Xi’an. Independientemente de la ruta que elijas querrás volver por más.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La infraestructura turística que manejan es de primer mundo, sus hoteles son limpios y cuentan con todas las comodidades que necesitas, inclusive si no son hoteles de cadenas reconocidas.  Sus sistemas de transporte público son nuevos, fácil de usar y conectan cualquier parte de la ciudad, estés donde estés.

Los lugares históricos están sumamente bien preservados y cuentan con instalaciones turísticas accesibles para cualquier persona sin importar su edad o condición física. De hecho el turismo nacional es sorprendente, normalmente las personas prefieren viajar fuera del país antes de siquiera conocer el propio, con China sucede lo contrario, he visto poco occidental y miles de Chinos viajando y disfrutando de su país.

IMG_5434

China es tan grande que las diferencias las notas principalmente en la comida, los estilos y sabores cambian drásticamente de un lugar a otro, pero su forma de servir no. Es abundante, muy abundante, y todo va al centro de la mesa para compartir. Y si, se comen todo lo que tenga raíces, se arrastre, vuele, nade o camine; no se desperdicia nada, todo es comestible, desde la cabeza hasta el rabo.

IMG_5205

Sin embargo a pesar de todas estas ventajas la verdad es que la bendición y maldición de cada país es su gente y no todo es desarrollo en China, hay ciertas cuestiones culturales que reflejan una sociedad que está cambiando poco a poco.

Desde un punto de vista social, los chinos tienen ciertos hábitos que para las personas occidentales les parecerían sumamente desagradables, pero estas costumbres no las verás en las nuevas generaciones, ellos están cambiando y al mismo tiempo cambian el entorno, pero es algo gradual.

Aún puedes ver personas en la calle escupiendo, pero no algo pequeño y discreto, es algo ruidoso y marcado, como si quisieran que todo mundo se enterará que traen algo atorado muy al fondo de su garganta y están intentando sacarlo.

En Beijing si los hombres tienen calor la forma de refrescarse es levantarse la camisa y dejar la panza expuesta, desconozco si eso funciona pero con el calor y humedad que hace estuve sumamente tentado en intentarlo y andar por la calle con mi panza al aire.

IMG_5565

Las leyes de tráfico al parecer no aplican aquí, en la calle puedes encontrarte bicicletas y motonetas en cualquier dirección. Desarrollas una pequeña paranoia de no saber si te atropellarán pues en cualquier momento pues puede aparecer una motocicleta detrás de ti y sin avisar.

Si quieres intentar cruzar por un cruce peatonal ningún auto se detendrá, al contrario, hará sonar el claxon para que los dejes pasar, inclusive cuando el semáforo está en rojo para ellos y tu tienes el pase. Una calle típica china es una mezcla entre motonetas manejando en sentido contrario, 2 autos manejando como si hubiera dos carriles donde claramente es uno, autobuses queriendo pasar a estos autos, personas paradas a la mitad de la calle intentando cruzar al otro lado y un sonido intermitente de claxon tan sólo para avisar que van a pasar a como de lugar, todo esto en un tramo de 5 metros que se repite en cada calle indefinidamente.

En las autopistas da igual si las líneas de los carriles estuvieran pintadas o no, mientras esté pavimentado es señal de que se puede conducir por ahí, incluyendo el carril de emergencia donde claramente hay señales de “No manejar” y aún así lo usan para avanzar. La primera vez que llegué al D.F. sentía pánico de subirme con un taxista, esto no es nada, subirte en un taxi del D.F. es como subirte a esos jueguitos para niños de los supermercados que tan sólo se mueven hacía atrás y adelante, viajar con un Chino al volante en carretera es el equivalente a la montaña rusa de las ferias de un pueblo: peligrosas, no sabes si saldrás vivo y te limitas a cerrar los ojos y esperar que todo acabe pronto.

Las filas para comprar algo como un boleto de metro o  pagar algo en una tienda son inexistentes. Nadie las respeta, se meten a la fila como si no pasará nada, y lo curioso es que no pasa pues nadie reclama y los atienden por igual.

En algunas familias aún verás a niños con unos pantalones que tienen la parte de atrás descubierta, esto es para que si el niño tiene alguna necesidad física que desahogar pueda hacerlo libremente en la calle. Algunas mamás tan sólo los cargan hacía las esquinas y listo, el niño se desahoga. Obviamente no se preocupan por limpiar.

El gobierno está haciendo un gran esfuerzo por querer educar a las personas, puedes ver vídeos, anuncios, posters y demás en todos lados de “comportamiento civil” con señalamientos claros de que se debe de hacer y que no. Casi no hay policías en las calles pero tampoco te sientes inseguro o notas que sea “peligroso” un lugar.

IMG_6612

Anuncio dentro de un baño público

Los chinos son personas trabajadoras, quieren lograr más y más, no los culpo ya que si yo hubiera pasado el primer cuarto de vida con hambre, en el momento en el que me dijeran “Ya puedes comer todo lo que quieras, sólo depende de ti hacerlo”, no dudaría ni un minuto en trabajar lo que fuera necesario con el fin de no volver a pasar lo que viví y lograr mucho más.

Personas que vivieron este periodo son personas que ahora tienen empresas que valen millones, la riqueza en China es inmensa. Un tercio de las ventas de las marcas de lujo proviene de China, les encanta comprar cosas de marca.

Es impresionante sus ganas de lograr más, de vender más, de crecer. Antes de regresar estaba buscando en Shanghái unas antenas de WiFi para un adaptador que traigo. Las busque en muchas tiendas y no las tenían pero inmediatamente las localizaban por teléfono y me decían que me las tendrían listas para el día siguiente, yo no podía regresar al día siguiente. En la última tienda que entré, estaba una mujer en el mostrador y le pregunto que si tiene la antena que estaba buscando, me dice que espere un momento. Saca una caja de un modem inalámbrico, la cual estaba nueva, le quita el plástico de la caja y la abre, saca las antenas que están empacadas en plástico y me dice: “¿éstas?”.  Le respondo que sí, por que si eran, me dice son 150 yuan por las 2. Parte de la cultura China es regatear, así que regatee un poco y me dice lo más bajo son 100 Yuan, por que son nuevas. Tenía razón, había abierto la caja por mi, así que acepte y me fui con mis nuevas antenas.

Hacen hasta lo imposible por una venta, ya después encontrarán la forma de arreglarlo. Todo es posible en China, los Chinos lo saben y por eso están creciendo de la forma que lo hacen.

36 años han pasado desde que más de 30 millones de personas murieron por falta de alimento en el país. Menos de 4 décadas han pasado desde que China decidió abrir sus puertas al mundo exterior y en tan sólo ese tiempo se han logrado posicionar como una potencia mundial. En definitiva, eso es tener hambre y ganas de hacer y lograr más. Mi admiración y respetos para China por todo lo que han logrado.

2017-02-04T01:09:51+00:00

4 Comments

  1. Cesar Huizar Noviembre 3, 2014 at 11:48 pm - Reply

    tengo curiosidad son $100 pesos, dolares o yuanes lo que te costaron las antenas wifi?

    • Alejandro Noviembre 4, 2014 at 12:07 am - Reply

      Yuanes, gracias por la corrección acabo de notar que puse símbolo de Pesos/Dolares

  2. Marcela Agosto 19, 2014 at 1:32 am - Reply

    Gracias por compartir tus experiencias con nosotros. Y haciendo a un lado el caos en el que viven esos Chinos, tenemos mucho que aprenderles!

    • Alejandro Agosto 19, 2014 at 9:43 am - Reply

      Pues la verdad después de estar en India, su caos es bastante tranquilo

Leave A Comment