Consejos para viajar a Barcelona con poco dinero

Barcelona es una cuidad que tiene mucho que ofrecer. Es más, es uno de los lugares más visitados de España por su importancia cultural, comercial, financiera y turística. Y es que, realmente en Barcelona podrás encontrar aquello que busques: relax, playas, diversidad gastronómica, cultura, historia, rincones en los que perderte, moda, etc.

Sin embargo, aunque sabemos que Barcelona tiene un encanto muy especial, también somos conscientes de que es una de las ciudades más caras de España.

El hospedaje suele tener precios más elevados que otras ciudades simulares, como podría ser Madrid, muchos puntos de interés se encuentran retirados del centro y hace falta usar transporte público, los restaurantes suelen ser gastronómicos y a eso le suma un plus al precio de la comida, entre otras muchas cosas que hacen que el gasto en esta ciudad sea mayor que en otra

Dada esta realidad, a continuación vamos a ver algunos secretos que tiene Barcelona, secretos que si se conocen harán que el viaje sea más económico y que se pueda disfrutar más del lugar.

A continuación vamos a ver algunos consejos para viajar a Barcelona que te permitirán ahorrar dinero en transporte, en comida, ver algunas atracciones turísticas, a la hora de hacer compras, etc.


 Para más tips para organizar tu viaje o saber cuánto cuesta un viaje a España revisa la sección de:

Consejos para viajar a España


Consejos para viajar a Barcelona – Transporte

Barcelona se encuentra muy bien conectada, es más, el transporte público de la ciudad es excelente y puede llegar a ser bastante económico. Solamente hace falta saber cómo moverse.

Existen diferentes medios de transporte que podrás usar.

  • Aprovecha el transporte público.

    Podrás moverte por la ciudad en metro, en autobús, en trenes de cercanías y/o en tranvía. Lo recomendado es que si vas a usar o el metro o el autobús, compres un billete para 10 usos (Bono T10) o un abono de transporte diario; ya que te saldrá más económico que si compras billete a billete.

    Si viajas en grupo y tienes claro que quieres ver diferentes atracciones, tendrás que utilizar el transporte público para moverte de un lugar a otro. Piensa que el Parque Güell se encuentra lejos del centro, al igual que la Sagrada Familia, Montjuic y el Tibidabo; entre otros puntos de interés que también se encuentran a una distancia considerable del punto céntrico de la ciudad. Por lo que, los billetes con varios usos son ideales.

  • Billete Combinado Cercanías.

    La compañía de trenes de España, Renfe, cuenta con varios servicios de trenes, los de alta velocidad (AVE), los de distancia media o interurbano (Cercanías) y los internacionales.  

    En el caso necesitar moverte con un cercanías, ten en cuenta que podrás disfrutar de un billete gratuito.

    Si has llegado a Barcelona mediante un tren AVE de Renfe y la estación en la que te encuentras no es la estación final a la que necesitas llegar (supongamos que llegas a las afueras de la ciudad y necesitas moverte al centro), el billete de tren cuenta con un localizador con el que podrás obtener de forma gratuita en la estación en la que llegaste un billete de un tren de cercanías que te llevará hasta el centro de la ciudad o a tu destino.

    Ten en cuenta que en Barcelona los cercanías se llaman “Rodalies”, esto será importante a la hora de adquirir los billetes. Para más información sobre los billetes Combinado Cercanías, da clic aquí.

    Esto no aplica para las personas que están viajando con los pases de Eurail, estos pases incluyen dentro de su día de viaje los trenes de cercanías, para más información sobre qué son y cómo funcionan los pases para viajar en tren por Europa da clic aquí.

  • Transporte incluido en tarjetas turísticas.

    Aunque más adelante veremos los beneficios completos de las tarjetas turísticas; estas tarjetas incluyen todos los billetes de transporte público incluidos y el uso en ese sentido es ilimitado. Es decir, podrás usar el transporte público de forma ilimitada y “gratuita”.

    Por ejemplo, en la tarjeta Barcelona Pass puedes un abono Hola BCN!, el cuál te da acceso a viajes en transporte público como lo es el Metro, el teleférico de Montjuïc, el tranvía y la zona 1 en Rodalies (Cercanías). 

  • Moverte a pie.

    Aunque existen algunos lugares que son más complicados de llegar a pie, otros sí que se pueden descubrir andando. Barcelona es una ciudad grande pero es una ciudad cuidada y con la que se puede disfrutar recorriendo sus calles.

    Por ello te animamos a que vayas a algunos lugares a pie, una ruta popular es caminar desde Plaza Catalunya hasta la Sagrada Familia. Disfrutarás de la arquitectura durante el paseo observando lugares de Gaudí como Casa Milá y Casa Batlló.

  • Ten en cuenta los servicios de los hoteles:

    Algunas cadenas de hoteles ofrecen a sus clientes el servicio de bicicletas gratuito. Por lo que, considera este detalle a la hora de reservar un hotel, ya que ante dos hoteles del mismo precio podrías optar por uno que ofrezca este servicio.

    Por ejemplo, una de las cadenas que ofrece este servicio en Barcelona es la cadena “Petit Palace Hotels”.

Consejos para viajar a Barcelona – Comidas

Barcelona es una ciudad gastronómica, eso quiere decir que personalmente te recomendamos que algún día pruebes alguna de sus especialidades y disfrutes de todos y cada uno de sus sabores.

Pero más allá de eso, existen diversas alternativas para comer bien, rico y barato. A continuación te dejamos algunas que seguramente te vayan a ser interesantes.

  • Come en el Mercado de la Boqueria.

    El mercado realmente se llama “Mercado de San José” pero popularmente es conocido como “La Boqueria”. Es un mercado que se encuentra en pleno centro, en las Ramblas (concretamente: La Rambla, 91) y destaca por los puestos de comida que hay en él.

    La diversidad de alimentos preparados para llevar y comer es inmensa, los precios seguramente te sorprenderán más. Podrás gastarte perfectamente 10 euros y tener una cena para dos ideal y nada escasa.

    En él podrás encontrar desde macedonias de ricas y de diversas frutas a 1 euro y jugos de los sabores más llamativos, hasta burritos exquisitos a 4 euros, ensaladas, quiches, empanadas, Hot Dogs, pizzas calzone, platos de arroz o dulces.

    Te recomendamos que antes de comprar en un puesto te pasees y descubras todos los que hay, seguramente encuentres precios más bajos según vayas avanzado. Además, el truco está en no ir por el pasillo central, ya que en él se encuentran los puestos más caros y más llenos de gente… Aléjate y descubre todos los rincones de la Boqueria.

    Por otro lado, si quieres conseguir algunas “gangas” la mejor opción es ir al mercado a última hora. Es en ese momento cuando los puestos de comida bajan sus precios e incluso ofrecen “2×1”. Aprovecha.

  • Descubre algunos puestos de comida del Barrio Gótico.

    El barrio Gótico es un lugar por el que perderse y por lo que realmente te puedes llegar a desorientar, parece un laberinto. Pero es un laberinto con encanto y en el que disfrutas recorriendo todas y cada una sus calles.

    En muchas de sus callejuelas encontrarás puestos de comida muy sabrosa a un precio económico. Seguramente encuentres pequeños comercios de comida italiana, te recomendamos que pruebes las diferentes focaccias. También podrás encontrar pequeños lugares de comida internacional. Mira los escaparates y elige la comida que más te guste.

    Cabe destacar que la puedes pedir para llevar y disfrutarla tranquilamente en el hotel o apartamento que hayas reservado.

  • No comas en lugares para turistas.

    Existen muchos restaurantes que se encuentra en plena rambla, o muy cerca de ella, en los que se ofrece comida típica del lugar (paella, mariscos, vinos, tapas de jamón y queso, etc). Te recomendamos que huyas de los camareros que te ofrecen ir a un restaurante a pie de calle, ya que ese tipo de lugares suelen tener un precio más alto por el lugar en el que se ubican y se suelen aprovechar del desconocimiento de los turistas.

  • Aprovecha los menús del medio día.

    La mayoría de restaurantes ofrecen algo que se conoce como el «menú del día», suelen estar confeccionados con tres platos más bebida y café y se caracterizan por tener una buena relación “calidad-precio”.

    Encontrarás el precio del menú o de los platos que ofrecen en la puerta del restaurante. Te aconsejamos que lo mires antes de entrar, así no te llevarás ninguna sorpresa.

    Además, muchos restaurantes ofrecen un menú de medio día o un medio menú a un precio más económico, esta es una opción ideal para comer autentica comida Catalana sin gastar mucho dinero.