Una de las cosas más caras de viajar es el hospedaje ya que normalmente representa el 40% de tu gasto, pero ¿qué pasaría si pudieras rentar una casa, departamento, habitación o sofá para dormir totalmente gratis?

Desde hace un par de años han surgido varias plataformas de hospedaje gratuito alrededor del mundo. Algunas con mayor éxito que otras, personalmente he probado la mayoría, siendo Couchsurfing la más conocida desde el 2009.

Después de Couchsurfing surgió una más, Airbnb, aunque su modelo no era necesariamente gratuito, ofrecía una alternativa más económica a los hoteles. Aunque en ciertos destinos puede ser más caro que el hotel.

Reto #MiViaje2020

Hace poco surgió a lo que a mi parecer es de las mejores opciones: Trampolinn, es como si mezclaras Couchsurfing + Airbnb.

Si ya estás familiarizado con estas plataformas entonces no será nuevo para ti, si no lo estás te lo explico un poco.

En ambas plataformas las personas abren sus casas para recibir viajeros, algunos lo hacen por el mero gusto de socializar y conocer diferentes culturas, como lo es Couchsurfing, y otras con el fin de obtener un ingreso extra de esas habitaciones o espacios que no usan en casa, Airbnb.

Trampolinn viene a ser justo el punto de medio de todo esto, es una plataforma donde las personas comparten su casa, habitaciones o sofás a viajeros a cambio de puntos.

No hay dinero de por medio, es un sistema basado en puntaje.

shutterstock136236332-22

¿Por qué recomiendo Trampolinn?

Sencillo, al eliminar la cuestión “económica” los encuentros se vuelven más auténticos y las expectativas más reales. Cuando las personas pagan dinero por este tipo de hospedaje inmediatamente se convierte en una transacción comercial y no necesariamente en un encuentro cultural.

Cuando es un sistema de puntos, pones el sistema en igualdad para todos. Es decir, para recibir hospedaje tienes que dar hospedaje o acumular puntos de otra forma, no hay dinero de por medio, esto hace que la experiencia sea más autentica.

Pero, ¿qué sucede si tu no tienes un espacio que compartir y aún así quieres usar la plataforma? Mi recomendación es que intentes hospedar a personas, de esta forma tendrás una idea general de que se trata, las expectativas que puedes tener y como funciona en general, además de que tener un invitado de otra parte del mundo es una experiencia única y enriquecedora, sin embargo, si te es realmente imposible poder hospedar existen unos paquetes de puntos los cuales puedes comprar y hacer uso de ellos.

Además de los paquetes y el hospedaje, existen otras formas que te darán puntos como sería el rellenar tu perfil al 100% o invitando amigos a participar, entre más amigos se sumen ganarán puntos tus amigos y tu también, si te interesa pedes unirte con este link para que o también ganemos puntos.

Dentro de estos sistemas el tema más común es el de la seguridad. ¿qué tan seguro es hospedarte u hospedar personas? Para esto existen sistemas de verificación de seguridad como:

  • Referencias de otros viajeros
  • Validación de redes sociales (Google/Facebook)
  • Copia del Pasaporte o la identificación oficial
  • Dirección de email verificada
  • Número de teléfono

Cada uno de estos factores te respalda ante cualquier situación. En los años que llevo viajando y usando los sistemas similares, Couchsurfing o Airbnb, como forma de hospedaje nunca he tenido ningún problema y han sido pocas las personas que he conocido que han tenido problemas.

El sentido común siempre será tu mejor aliado en cuestión de seguridad en cualquier parte del mundo pero eso no quiere decir que tienes que volverte paranoico y no permitirte convivir con otras personas alrededor del mundo.

Si realmente quieres viajar gratis por el mundo debes de aprender a eliminar los limites de tu zona de confort, eventualmente te darás cuenta que algo que creías inseguro o como una locura total (hospedarte en casa de un extraño) es tan sólo una idea equivocada que tenías del mundo.

Date una oportunidad de vivir una experiencia tan única como lo es hospedarte en casa de alguien más, aprende de otras culturas y además ahorra un poco de dinero en el proceso.