Creo que en todo lo que llevo viajando jamás había escuchado opiniones tan encontradas y diversas sobre un país. Viajeros que han recorrido el mundo entero, inclusive en regiones tan remotas de África o en conflicto bélico como Medio Oriente cuando les pregunto sobre India se limitan a decirme: “Aún no estoy listo para viajar a India”

Tienen razón, para viajar a este gran país se tiene que estar preparado de cierta forma, principalmente mental. Si ya leíste mis artículos: “Por que las personas aman u odian la India” o “Guía para tu primer viaje a la India” entenderás un poco de lo que hablo.

India es todo al mismo tiempo, es blanco y negro en el mismo lugar no hay matices de gris, todo son extremos. Es un lugar que te fascinará y frustrará al mismo tiempo. Y ahí reside su encanto.

Pero bueno, he hablado mucho sobre los contraste y las situaciones que verás constantemente en el país pero creo que no he hablado sobre la seguridad del mismo, sobre todo si es seguro para una mujer viajar a India.

¿Por qué hago hincapié en ser mujer? Por que lamentablemente India es de los países con mayor índice de discriminación hacia la mujer, es cierto que veneran a sus diosas y aman y respetan a sus madres e hijas como a ninguna otra persona, pero la discriminación de genero es muy notable, más aún si te toca ser una mujer de la casta más baja de su sociedad.

No recuerdo donde leí, a modo de broma, que en India la situación jerárquica es la siguiente: Hombres, Animales, Mujeres y las mujeres extranjeras; por más extremo y triste que suene, creo que si es así.

Recuerda que discriminación no significa peligro, por lo no estoy diciendo que sea arriesgado ir, tan sólo es diferente y si quieres visitar un país así debes de estar preparada para tener que lidiar con muchas cosas siendo mujer.

En lo personal como hombre jamás me encontré con ningún problema viajando por India, sin embargo cada vez que platicaba con viajeras que estaban en India, tanto solas como en grupo, sus opiniones y comentarios eran similares y es la recopilación de todos ellos, más mi experiencia personal, entonces quieres saber ¿ Es seguro para una mujer viajar a India? continúa leyendo.

Prepárate previamente, planea mucho y define tu ruta.

En cualquier otro país o lugar mi consejo normalmente es, viaja y luego planeas. Pero India sería totalmente lo opuesto, sobretodo si eres mujer, debes de planear muy bien y hacer tu tarea antes de llegar al país.

El primer lugar a donde llegues en India será el que te dejará la primera impresión y no siempre esta será buena, mi consejo es que llegues al sur, lugares como Kerala, Bangalore o Goa tienen aeropuertos internacionales bien conectados que harán que tu primer contacto con India sea más tranquilo y menos chocante.

Una vez dentro del país elige cuidadosamente los lugares a donde ir y como ir a estos lugares, existen ciertas regiones en India que están en conflicto constante, tienen altos índices de criminalidad o en época de monzón están completamente inundados.

Busca en internet, sobre todo en las noticias, que se dice de esos lugares a donde quieres ir. Afortunadamente las zonas turísticas se mantienen seguras para los extranjeros pero si piensas salir a otros lugares por que quieres ver una India más “autentica”, entonces no olvides hacer tu tarea.

Lee todo lo que puedas sobre India, la mejor preparación que tendrás para este país es mental y una vez que has leído suficiente sobre este país recuerda una cosa, no es lo mismo leerlo que vivirlo, no es lo mismo experimentarlo a través de la lectura que con los 5 sentidos de tu cuerpo, debes de estar consciente de ello, pues lo que llegues a vivir, aunque ya hayas leído al respecto, será totalmente diferente a lo que sentirás estando en el lugar.

Aprende a decir medias verdades.

Durante todo tu viaje en India te encontrarás con más de un desconocido sumamente amigable, la verdad es que en India es difícil distinguir entre una verdadero interés y uno oculto.

Mi primer día en Delhi me “engañó” un taxista sumamente amigable el cual me llevó a la “Oficina Gubernamental de Turismo” para revisar que los boletos de tren que había comprado fueran correctos, esta oficina gubernamental realmente fue una agencia de viajes de su amigo. Esta experiencia fue bastante desagradable, sobre todo por ser mi primer día en India, ya que me dejé llevar por mi intuición y las buenas intenciones de esta persona, las cuales se veían autenticas, y termine siendo engañado. No pasó gran cosa, no logró venderme nada, invente fechas y datos de mi viaje, inclusive mi nombre, pero aún así me quedé con un muy mal sabor de boca. Lo malo es que esto es normal en India, muy normal.

Conforme fui viajando fui aprendiendo a discernir entre buenas intenciones y engaños, aprendí a decir medias verdades y con quien compartir la información. Siempre que viajas debes ser extremadamente cuidadosa con quien hablas y que información le das, jamás des nombres de hoteles, fechas o datos de tu itinerario.

Si viajas sola siempre te preguntarán ¿Estás casada? ¿Estás viajando sola? Mi recomendación es decir: Si, si estoy casada, mi esposo llega hoy en la noche o mi esposo trabaja en Mumbai.

De ser posible usa una argolla de matrimonio falsa, vi a muchas mujeres que lo hacían y me comentaron que les ayudaba muchísimo a reducir los encuentros no deseados, dicho esto me lleva al siguiente punto.

Cuidado como dices las cosas.

No solo será necesario hacerte valer de una que otra mentira para librarte de situaciones no deseadas, también debes de tener cuidado como decir las cosas.

Al inicio todo será “no gracias” con la amabilidad mexicana que nos caracteriza, después de unos días no voltearás ni siquiera a ver a la persona, ni para regresar el saludo.

Si te vez envuelta en una conversación, inclusive con los trabajadores del hotel o hostal, ten cuidado como dices las cosas, en países donde la mujer está sometida la amabilidad se puede confundir fácilmente con seducción. Una sonrisa amable, un toque gentil en el brazo o en la espalda puede ser fácilmente confundido con señales de insinuación lo que puede hacer que todo termine muy mal.

Jamás les des ni siquiera una pequeña señal de que estás interesada, entre más fría y secas seas mejor, aunque debes de recordar que esto no quiere decir que tengas que ser grosera u olvidar tus modales.

Un día en Delhi conocí a una chica de Estados Unidos, era pequeña pues medía aproximadamente 1.55 metros, delgada, pelo rubio y a pesar de tener 29 años tenía una cara tan juvenil que pareciera que estaba empezando la universidad, siempre feliz, sonriente y hasta cierto punto conservando facciones de inocencia que sólo vez en los niños pequeños.

Esa tarde que nos conocimos salimos a buscar algo de comida, en el momento en el que salimos del hotel, todo su lenguaje corporal y facciones cambiaron, la sonrisa amplia se torno en una boca seria e inmutable, sus ojos llenos de alegría se volvieron duros, como si hubiera vivido un evento sumamente trágico hace poco tiempo.

He entrenado mucho tiempo artes marciales (Box y Krav Maga) como para reconocer inmediatamente cuando alguien está en posición de defensa o de ataque, ella estaba lista para atacar, su cuerpo no indicaba ningún tipo de sumisión, todo lo contrario, tenía una postura la cual daba señales de que golpearía con todas sus fuerzas a cualquiera que se atravesará en su camino.

Quedé impresionado, la chica pequeña, delgada, linda y amable que había conocido hace unos instantes se transformó en una persona completamente diferente.

Caminando por las calles esquivaba a vendedores y a cuanta persona se le acercará, evitaba contacto visual con todos y miraba siempre al frente ignorando cualquier sonido con excepción de nuestra conversación.

Llegando al restaurante le pregunté sobre el tema, y lo único que me dijo fue: En India aprendí a volverme dura, es la única forma en la que he logrado poder viajar sola sin que me molesten mucho.

No sólo debes ser asertiva y decir firmemente NO, no importa que tan amable seas, un no muy marcado y muy sonoro en ocasiones es necesario pero sobre todo debes entender que el lenguaje corporal es importante para hacer valer tu punto.

Considera viajar en tours o Grupos.

A pesar de que viajar en tours o grupos organizados jamás ha sido de mi interés, para una mujer en India quizás sea conveniente, sobre todo si es la primera vez.

Viajar en un grupo te dará una ventaja numérica que se traduce inmediatamente en mayor seguridad. No quiere decir que no puedas viajar sola, claro que puedes, pero te enfrentarás a un mayor número de situaciones y experiencias que en un grupo será más fácil de sobre llevar.

Si no encuentras un tour o un grupo intenta hacer amigos extranjeros en el hotel o hostal donde te quedes, siempre hay más de un viajero solitario que aceptaría gustosamente un poco de compañía.

Elige la opción adecuada en trenes.

Si viajas a India y no te subes a un tren Indio te estás perdiendo una GRAN experiencia, pero como mujer también debes de ser cuidadosa en que tren elegir.

Existen varías categorías, cada una con su pros y sus contras, mi recomendación como extranjera en India es que vayas a la 2AC o 3AC y elijas una cama superior.

Estos vagones son cómodos y te brindan seguridad, los de primera clase o 1AC son compartimientos privados en donde se puede cerrar la cabina por dentro, lo cual no siempre es muy conveniente si estás viajando sola. Es cierto que nadie te molestará, pero también es el lugar perfecto para alguien con malas intenciones.

Las camas superiores, sobre todo en 2AC, son ideales ya que podrás cerrar la pequeña cortina que tienes y nadie sabrá quien está durmiendo ahí. Si estás en una cama inferior tendrás no sólo que atenerte al ruido y movimiento constante de pasajeros en los pasillos si no también a las miradas curiosas que recibirás desde el momento que te subes al tren.

Prepárate para las fotografías.

Si eres extranjera y mujer serás el centro de atención de todo mundo y por si fuera poco, también querrán tomarse una fotografía contigo como si te tratarás de una celebridad.

Al inicio toda la atención es parte del atractivo, después de un rato se vuelve molesto, sobre todo cuando las personas comienzan a tomarte fotos sin tu permiso. Podrás ver claramente como muchos Indios con cámaras profesionales apuntarán directamente hacía ti, sentirás como el zoom de su lente casi te toca la cara y empezará a tomarte fotos.

En el momento en el que digas que si a una persona que te toma una fotografía inmediatamente tendrás a 10 o 20 personas más queriendo tomarse una contigo.

Mi recomendación aquí es que lo hagas conforme te sientas cómoda con ello, si en un momento ya no deseas tomarte fotografías también es valido decir que no.

Debes de recordar que muchos indios jamás han salido de viaje del país, mucho menos de su ciudad, y en algunos lugares la impresión de ver a un extranjero es similar a tu impresión de ver el Taj Mahal, es una experiencia única que querrás recordar con una fotografía. Así que tómalo con calma.

Vestimenta adecuada.

A donde fueras has lo que vieras, dice el dicho. No hay lugar donde esto es más cierto que India con respecto al a vestimenta, sobre todo si eres mujer. En las partes más tradicionales de India una pareja jamás se ven desnudos sin importar cuantos años de casado lleven, ni siquiera cuando tienen sexo. El cuerpo desnudo es un tabú por lo que debes de aprender a vestirte.

La vestimenta de la mujer tradicional en India es un Saree, que consta de un top que cubre los hombros y el pecho pero deja descubierto el estomago, y una tela larga que cubre los hombros, parte del estomago y se enreda en las piernas en forma de vestido.

Las partes más profanas o tabús para las mujeres es el escote y los hombros, es raro que veas a una mujer India con los hombros descubiertos por lo que si quieres evitar ser el centro de atención de las personas intenta vestirte de acorde a sus costumbres.

Usa algo que te cubra bien los hombros, el pecho y las piernas, no importa que tanto calor haga, te sugiero que hagas este sacrificio en pro de tu paz mental durante el viaje.

Las miradas incómodas.

Si tu crees que las fotografías pueden llegar a ser incómodas, entonces prepárate para las miradas obsesivas. Jamás había conocido a un país tan curioso como la India y si mezclas esa curiosidad con una carencia en reconocer el espacio personal de otras personas lo que tienes es una mezcla nada agradable, sobre todo si eres mujer.

Es importante aclarar que no es una mirada cualquiera, es una mirada constante. ¿has visto a los niños jugando videojuegos? Esa misma mirada de un niño o adulto, hacía la pantalla de la televisión mientras están jugando es la mirada que recibirás en la India, inquisidora, observando cada detalle y jamás se apartará de ti por un buen rato.

Debes de tener mucho temple y tolerancia para poder sobre llevar las miradas curiosas y en ocasiones lascivas que recibirás de los hombres, el contacto que tendrás con estas personas es mínimo o inexistente y se resumirá en tan sólo miradas.

Después de un rato te acostumbrarás y no le darás importancia, pero al inicio puede llegar ser desconcertante y muy incómodo.

En conclusión, prepárate y no hagas nada que no harías en casa.

India, México, Alemania, Estados Unidos e inclusive Japón y Canadá pueden llegar a ser países sumamente peligrosos o seguros dependiendo de cómo actúes y viajes en ellos. Si eres una persona descuidada y no estás alerta, es muy probable que no importa en que parte del mundo estés, siempre estarás en riesgo.

India no es un lugar peligroso, pero si puede llegar a ser un lugar muy incómodo para viajar, sobre todo si no estás preparada. Y así como en casa, donde no saldrías a caminar sola a altas horas de la noche o tampoco aceptarías bebidas de un extraño, lo mismo es en India y en todo mundo.

Tu mejor herramienta en un viaje a la India será el sentido común y tu instinto, en ocasiones tendrás que actuar únicamente por instinto y si éste te dice que salgas de esa situación, no lo pienses dos veces, hazlo. Pero si te dice que está bien entonces no tiene nada de malo intentarlo, siempre que esté dentro de lo razonable.

Te recuerdo una vez más que India es un país de extremos y sumamente caótico, pero que eso no te engañe pues su gente, la que no está tratando de sacar dinero de ti, es sumamente amable, cariñosa y le encanta recibir a extranjeros. Eventualmente lo notarás, y una vez que lo hagas no podrás hacer otra cosa que enamorarte de este país, su gente y darte cuenta que es seguro.

Entonces, ¿ es seguro para una mujer viajar a India? Definitivamente SI.

Nota Importante. Este artículo esta basado en mi experiencia personal y en la experiencia de otras viajeras que conocí en el camino, lamentablemente las violaciones grupales en India son una realidad y no es algo que se puede ocultar fácilmente, pero este tipo de situaciones no suceden en todos lados y a cada momento, por lo que debes de juzgar por tu cuenta toda la información que recibes incluyendo este artículo.